Estas son las carnes que no pueden faltar la próxima vez que seas anfitrión de una celebración

Chuletas de cerdo al horno

Ingredientes:

– Chuletas de cerdo (500 gramos). – Aceite de oliva (3-4 cucharadas). – Romero fresco (al gusto). – Agua (1 vaso). – Sal y pimienta (al gusto).

Preparación:

En primer lugar, debemos cortar la chuleta de dos en dos, cada una de 6 cm de grosor de la parte alta. A continuación, sazonamos la carne con sal, pimienta y aceite de oliva todo en derredor. Ahora, debemos poner a precalentar un el horno a 200º C con fuego por arriba y por abajo. En una bandeja para hornear, echamos el vaso de agua y un poco de romero. Posteriormente, colocamos una rejilla sobre la bandeja para poner la carne sobre ella.

Antes de entrar las chuletas al horno, las cocinaremos a la plancha o en un sartén caliente hasta que doren. Esto nos tomara 4 minutos aproximadamente de cada lado cuando el sartén este bien caliente. Una vez cocinada, las ponemos sobre las rejillas de la bandeja para hornear y las llevamos al horno. Las dejaremos allí por 20 minutos y sacamos las sacaremos, dejando enfriar unos 5 minutos. ¡Disfrute!

 

Piernas de cordero rellenas a la mallorquina

Ingredientes:

– Pierna de cordero (1 ½ kilogramos). – Carne de ternera y cerdo mixta (350 gramos). – Huevo batido (1 unidad). – Piñones (25 gramos). – Perejil picado (1 cucharada). – Huevo hervido (1 unidad). – Pasas sin hueso (25 gramos). – Sobrasada (50 gramos). – Sal y pimienta (al gusto). – Hilo bramante para atarla.

Para la salsa:

– Cebolla (1 unidad). – Vino blanco (100 gramos). – Manteca de cerdo (1 cucharada). – Zanahorias (2 unidades). – Nata liquida (50 gramos). – Tomate grande (1 unidad). – Manzana [preferiblemente reineta] (1 unidad). – Caldo de carne (200 gramos o la que sea necesaria). – Sal y pimienta (al gusto).

Preparación:

Para empezar, debemos quitar los huesos a la pierna y picarla para que quede bien extendida la masa. Esta debe quedar como un libro abierto para rellenar. Ahora, salpimentamos por ambas caras y dejamos reposar. Para preparar el relleno, ponemos la carne picada en un recipiente aparte. A continuación, le echamos el huevo batido, piñones, perejil, pasas, sobrasada desmenuzada, sal y pimienta. Estos ingredientes los amasaremos en hasta conseguir una mezcla homogénea.

Esta carne sazonada la entraremos en el centro de la pierna de cordero, donde estaba el hueso. El huevo hervido lo cortaremos en 4 pedazos e introducimos por completo en el resto del relleno de carne. Ahora, cerramos la pierna y amarramos con el hilo bramante para que no se abra.

Posteriormente, pelaremos y picaremos las manzanas en rodajas o medias lunas. Con ellas formaremos un lecho o base de manzana sobre la bandeja. Encima de ellas colocaremos la pierna de cordero. A continuación, colocaremos la cebolla, tomates y zanahorias en rodajas alrededor de la pierna. Ahora, rociaremos la pierna el vino y la mantenga y salpimentaremos. Con eso, entramos la pierna al horno precalentado a 180º C por 90 minutos o hasta que se dore.

Para preparar la salsa, utilizaremos las verduras horneadas con la pierna de cordero. Las echaremos en una licuadora y le agregaremos la nata liquida. Licuaremos y le añadiremos el caldo de carne necesario para conseguir una textura suave y volvemos a licuar. Finalmente, servimos la pierna en rodajas acompañada de esta salsa. ¡Disfrute!

 

Solomillos rellenos de tortilla y jamos

Ingredientes:

– Solomillo de cerdo abierto (1 unidad). – Jamón Serrano (al gusto). – Cebollas (1 ½ unidades). – Tomates (3 unidades). – Ajo (3 dientes). – Jamón York (al gusto). – Perejil fresco. – Harina de trigo (1 cucharada). – Huevos (2 unidades). – Pan (5 rodajas). – Almendras crudas con cascara (15-20 unidades). – Caldo de pollo (1.5 litros). – Aceite de oliva (1 frasco). – Sal y pimienta (al gusto).

Preparación:

Antes de comenzar, abrimos el solomillo de cerdo y lo extendemos como si fuera un folio. Ahora, le echaremos sal y pimienta y le agregaremos ajo y perejil picado en trozos pequeños. Dejaremos reposar por 2 horas para que absorba el sabor de los sazones. Mientras tanto, podemos ir haciendo una tortilla con los 2 huevos, del tamaño de solomillo.

Sobre la tortilla, colocaremos una lonja de ambos jamones y que a su vez pondremos sobre el solomillo. El jamón york deberá estar previamente cocinado antes de dar este paso. A continuación, enrollamos el solomillo bien apretado y amarramos con una cuerda para bridar.

Ahora, calentamos aceite de oliva en un sartén y freímos el solomillo muy bien por todos lados. En el mismo sartén freiremos las almendras y las rodajas de pan. Tan pronto se haya freído el solomillo, lo echamos en una olla con el caldo de pollo y ponemos a calentar.

Mientras tanto, ponemos a sofreír la cebolla y los 2 dientes de ajo restantes. Luego, le añadiremos el tomate finamente picado al sofrito y dejamos cocinar por 5 minutos más. Ahora, salpimentamos y le agregamos 1 cucharada de harina y sofreímos por 1 minuto más. Este sofrito lo echaremos a la olla con el caldo de pollo y dejaremos cocinar por 40-50 minutos aproximadamente. Servimos en rodajas con salsa esparcida por encima. ¡Disfrute!

 

Cabezal de lomo al horno con verduras

Ingredientes:

– Cabezada de lomo (1 pieza de 2 kg). – Zanahorias (2 unidades). – Laurel (1 hoja). – Cebollas (3 unidades). – Tomates (4 unidades). – Ajo (7 dientes). – Pimiento verde (1 unidad C/U). – Vino blanco (½ vaso). – Aceite de oliva (1 frasco). – Champiñones (opcional). – Sal y pimienta (al gusto).

Preparación:

El primer paso consiste en salpimentar la carne y cortar las verduras en rodajas finas. Los dientes de ajo los machacamos suavemente con un mazo. Con ellas, cubriremos el fondo de la bandeja donde cocinaremos la carne. A continuación, empapamos de aceite la cabezada y le ponemos un poco de verduras por encima. Ahora le añadiremos las hojas de laurel y, Si lo desecamos, un poco de champiñones. Luego, amarraremos la cabezada y echaremos el vino por las orillas.

Para continuar, lo llevamos al horno precalentado a 180º C con fuego por arriba y por abajo. Lo dejaremos allí por 45 minutos, girando ocasionalmente la carne y las verduras. Cuando lo giremos, rociamos con el líquido de la bandeja por encima. Agotado el tiempo, subimos la temperatura a 200º C y dejamos por 20 o 30 minutos más. Cuando se haya dorado, sacamos del horno sin pinchar la carne.

Las verduras las dejaremos enfriar y las licuaremos junto con el líquido, a fin de crear una salsa. Si es necesario, podemos agregar un poco de azúcar para calmar la acidez de la salsa. Cuando la cabezada se haya enfriado, cortamos en rodajas con un cuchillo eléctrico y rociamos con la salsa. Antes de servir, calentamos brevemente en el horno. ¡Disfrute!